“La nube”, esa gran desconocida del mundo de las nuevas tecnologías. Poca gente sabría definir exactamente qué es y para qué sirve la famosa nube. “Nadie entiende la nube, es un puto misterio” es la frase que entonaba Jason Segel (Jay en Sex Tape: Algo pasa en la nube) cuando veía que por error había subido un video erótico con su mujer (Cameron Diaz) y ella le pedía borrarlo. Bueno, aunque sí, es difícil de comprender, hoy intentaremos explicarlo de forma que todos podamos entenderlo.

A la nube se la conoce más por su término inglés “Cloud Computing” o simplemente “The Cloud”. Para resumirlo en una frase: la nube consistiría en alojar tus archivos o programas en un conjunto de servidores a los que puedes acceder a través de internet. Sin darnos cuenta utilizamos la nube a diario: Gmail. Hotmail, Facebook, Pinterest, YouTube…son servicios a los que puedes acceder independientemente del dispositivo que estés usando o del lugar donde estés.

Existen muchos términos relacionados con la nube, los más conocidos son:

  • Nube privada “private cloud”. Cuando la nube pertenece solo a una organización.
  • Nube pública “public cloud”. Cuando la nube está abierta a todo el mundo.
  • Nube híbrida “hybrid cloud”. Combinación de las dos anteriores.
  • Almacenamiento en la nube “cloud storage”. Los datos se almacenan y administran en la nube y están a disposición del usuario a través del acceso a internet. Pueden ser públicos (Dropbox, Google Drive), privado o híbrido.
  • Disco duro en la nube “cloud drive”. Su propio nombre lo dice, es tener un disco duro en internet, como si se tratara como uno más de tu ordenador.

Ventajas de utilizar la nube:

  • Puedes acceder a tus archivos desde cualquier lugar y desde cualquier dispositivo, solo necesitas una conexión a internet.
  • El software lo tienes en un solo sitio, así puedes olvidarte de instalar los programas en todos tus dispositivos y tener que actualizarlos.
  • Ahorras dinero en software y también en hardware. Al compartir el programa con más usuarios no tienes que comprar una copia individual y además al ejecutar estos programas desde fuera de tu ordenador no necesitas uno muy potente.

Pero también existen desventajas:

  • Poca seguridad y privacidad. Es algo lógico, es más seguro tener tus archivos en tu pc que fuera de él. Por muy protegida que esté la nube nunca sabrás con seguridad quién puede acceder a ella.
  • No funciona sin internet. Si en algún momento necesitas acceder a la nube pero no tienes conexión a internet ¡olvídate!
  • ¿Qué ley la rige? Los servidores pueden estar en cualquier país del mundo por lo que en caso de tener que aplicar la ley no está muy claro cuál debe aplicarse.

A pesar de sus desventajas la nube ha supuesto un gran avance para empresas, que no se ven obligadas a tener que disponer de varios ordenadores potentes para toda la información que manejan. Si la usas siempre con responsabilidad no tienes porqué llevarte el mismo susto que se llevaron los protagonistas de la película que nombramos al principio del post ;) 

19-11-2015