Es una pregunta que nos dice directamente si preferimos lo tradicional frente a la tecnología, dentro del campo de la lectura. Esto puede convertirse en un dilema para los lectores ya que ambos formatos son distintos entre sí. Lo mejor será que conozcamos las ventajas así como desventajas que nos ofrecen cada uno.

Con el libro disfrutamos el tacto de las páginas y sentimos tener el libro más en nosotros; además si se trata de un libro al que tenemos cariño y lo volvemos a coger nos evocaría recuerdo de entonces. Esta calidez no nos la puede transmitir, por mucho parecido que quieran darle, la pantalla digital del Ebook. Aunque es cierto que en el Ebook podemos subrayar el libro sin estropearlo como ocurriría en un libro tradicional.

El Ebook gracias a su memoria puede albergar miles de libros en un único espacio de manera que puedas cambiar de un libro a otro sin apenas moverte. Sin embargo, un libro tradicional solo te ofrecería una única historia y tener miles de libros en casa conllevaría un gran espacio para poderlos guardar. Pero tener una librería en casa con libros que has leído también es un elemento que gusta.

También existe una gran diferencia con respecto al coste. Habitualmente los libros electrónicos son más baratos que los tradicionales, solo cuesta más la primera pequeña inversión de comprar el aparato.

Y luego está la facilidad de comprar de comprar un Ebook, que un par de clics en internet estás ante una infinita librería y comprar un libro en segundos. Esto conlleva que puedan ser fácilmente pirateados y supongan pérdidas económicas para los propios autores. Comprar un libro tradicional te hace disfrutar de tardes en una librería, ojeando los reversos de cada libro y oliendo ese olor tan característico de un libro nuevo.

El añadir otro elemento electrónico a nuestras vidas también hace que algunas personas sean más reacias al Ebook y prefieran no añadir un aparato más. Y es que estamos prácticamente todo el día frente a pantallas y a veces necesitamos de esa desconexión de lo digital para a adentrarnos en nuevas historias.

Lo importante es disfrutar de la lectura, de cada palabra y cada personaje que consiguen hacer viajar a nuestra y por un momento estar enfrascados en la historia. La elección de un tipo de libro u otro irá en función de con cual te sientas más cómodo. También tienes la opción de hacer uso de ambos según la situación en la que te encuentres.

11-01-2018