Que Mark Zuckerberg aspira a mucho es algo que sabemos desde que en el año 2004 decidiera transformar una plataforma para alumnos de la Universidad de Harvard en un fenómeno mundial.

A día de hoy está presente en todos los países del mundo, excepto algunos en los que se encuentra bloqueado por razones políticas y contaba con 1650 millones de usuarios activos mensuales en 2016.  Pero Zuckerberg quiere más, y prueba de ello fue la adquisición en el año 2012 de Instagram, la red social de moda entre los más jóvenes; y de WhatsApp dos años después.

Quien quiera medirse con Facebook lo tiene difícil y LinkedIn pero sobre todo Snapchat lo están sufriendo. Y es que parece que el lema de Facebook es “si no te dejas comprar, te vas a arrepentir”.

Facebook compitió con Google y Microsoft por la adquisición de LinkedIn, la red social que ha revolucionado el mundo empresarial y la búsqueda de trabajo. Pero por una vez en su vida, Facebook perdió. También el gigante de internet. Microsoft se hacía con LinkedIn por más de 26.000 millones de dólares (entérate de más compras como esta en nuestro post sobre quién pertenece a quién en el mundo tecnológico).  Y ahora Facebook ha creado una herramienta con la que pretender ayudar a los negocios a encontrar al candidato perfecto, vamos, una herramienta de búsqueda de empleo. Los reclutadores podrán publicar ofertas de empleo en sus páginas de empresa, establecer contacto con los candidatos a través de Facebook Messenger, gestionar las candidaturas desde la red social, etc. Ya está disponible en EEUU y Canadá y se prevé que en los próximos meses dé el salto al resto de países. LinkedIn tiene razón para temblar.

Pero sin duda alguna, a quien más daño está haciendo Facebook es a Snapchat, que ha visto como ha pasado de ser el rey de las redes sociales entre los Millenials a descender drásticamente el número de usuarios activos. Evan Spiegel, CEO de Snapchat, ha rechazado en varias ocasiones las ofertas de Facebook, que llegó a ofrecer 3000 millones de dólares por la aplicación, y esto ha enfadado al gigante de las redes sociales.

Ya en agosto del año pasado Instagram (que no olvidemos pertenece a Facebook) estrenaba una nueva función llamada Instagram Stories que recordaba demasiado a Snapchat (bueno, no recordaba, era lo mismo). Pero es que además unos meses después Instagram Stories daba un paso más, estrenando los vídeos en directo (opción de la que carece Snapchat). Pero es que ahora quien estrena Historias es el mismísimo Facebook, que estrenaba esta función esta semana en países como Argentina, España, Hungría, Irlanda, Italia, Malasia, Noruega, Suecia y Taiwán. Snapchat ya lo ha notado, experimentando una caída en picado de las publicaciones de sus usuarios y eso que todavía no ha visto la luz en EEUU, su principal mercado y donde sí que puede terminar de hundir a la red social del fantasma. Y todo esto a escasas semanas de la salida a Bolsa de Snapchat, veremos a ver qué pasa.

Parece ser que Facebook está dispuesto a liderar el sector de las redes sociales por mucho más tiempo, y no va a dejar que nadie le quite el puesto.

21-02-2017